jueves, 11 de octubre de 2012

El lado oscuro

Hoy no toca hablar de lo que debes hacer o como hacer las cosas, sino de todo lo contrario. En la mayoría de los negocios y en muchas personas existe y aquí también, bienvenidos al lado oscuro.
Que hay detrás de los rápidos crecimientos, de aumentar los pesos de forma casi mágica y de parecer el increíble Hulk, no todo lo que te encuentres en tu camino por el deporte sera real. No quiero con esto volver a decir que tomar sustancias ilegales (o alegales según el país) ya sean esteroides, anabolizantes, drogas o vete tu a saber que es lo que te están vendiendo de manera clandestina, influye negativamente en nuestro organismo, ni meterme en los efectos secundarios, a lo que me quiero referir es a la mafia que esta detrás.



Todos podemos ver como cada vez mas y mas jóvenes empiezan a entrenar en gimnasios, seducidos por la moda, las películas, los videojuegos o por deportistas de elite, intentan imitarlos. Pero cuando pasan un par de semanas entrenando, en el mejor de los casos con un programa a medida y con los consejos de un monitor experto, ven que no hay resultados, que no tienen los brazos de Arnold, el pecho de Coleman o las piernas de Will Harris. Piensan que se consigue un cuerpo así en poco tiempo, y tienen razón, pero no de la manera que lo están haciendo. Ahí es cuando acecha el lado oscuro, cuando te intenta seducir, empiezas por tomar suplementos, es una ayuda, si, pero es el inicio para algunos. Ojo, que no estoy en contra de los suplementos, pero para algunos es el primer paso. Pero al fin y al cabo los que empiezan así no tienen la culpa, son personas incrédulas, sin personalidad, que se dejan influenciar por otras mas "listas".
A eso "listos" va dirigido este tiron de orejas, a los que trapichean con los ciclos y las hormonas, que ni ellos saben exactamente lo que te están vendiendo, a los fabricantes de productos milagrosos, que seria un milagro que no te pasara nada al tomarlo y a los que apoyan su consumo.

Sin ir mas lejos, la mayoría de los suplementos mas populares son americanos, pero a nadie se le a ocurrido preguntarse por que. La respuesta esta en la historia, cuando en el viejo oeste americano, iba de pueblo en pueblo, el charlatan con su carromato vendiendo el jarabe milagroso que curaba al enfermo y daba fuerzas al débil. Ahí empezó todo, uno de esos charlatanes llego a ser el gobernador de Utah, el cual se aprovecho de su cargo para poner una ley que decía que para vender un producto no hacia falta demostrar que funcionara y que además su composición podría ser secreta en parte para que no se copiara. Hoy en día el 90% de los productos para deportistas que se fabrican en EEUU se hacen en Utah. Sin control alguno, con ingredientes que pueden variar desde vitaminas a cualquier compuesto diseñado para la cría de animales. Y no solo acaba ahí la historia, sino que a la hora de publicitarlos, sale el típico culturista de mas de 100 kg con unos músculos bestiales diciéndote que tomando ese producto te pondrás como el, y tu vas y te lo crees, y compras el bote y te lo tomas. Mientras, el se ríe de ti pensando: "que ridículo, se cree que se va a poner como yo tomando esta porquería, jajaja. Con la cantidad de esteroides que me he tenido que tomar y el tiempo que llevo entrenando.".



Así que la próxima vez que te quieras tomar algún producto para conseguir un milagro, piensa en el lado oscuro en el que puedes acabar.

No hay comentarios:

Publicar un comentario