miércoles, 7 de noviembre de 2012

Héroe de gimnasio

Se un héroe de gimnasio o como aprovechar tu visita al gym y no parecer un idiota en el intento. Veamos las diferencias entre X y HG dos individuos que acuden al gym.
 VS     

Justo a tiempo:
 X elige la hora más llena del día para visitar el gimnasio, que le condena a hacer cola para el entrenamiento, tropezando con pesas y constantemente distraído.No puede hacer una sesión intensa de ejercicios musculares.Pero esa es la manera que le gusta.

HG tácticamente selecciona la media hora antes o después del barullo  para que pueda moverse sin problemas del calentamiento al entrenamiento. Esto mantiene su impulso y la frecuencia cardiaca, por lo que va a completar una sesión sin dar vueltas y seguir quemando calorías todo el tiempo.



Gran entrada:
X se pasea en el gimnasio con una toalla en el hombro, llamando a cada uno por su nombre de pila. Su atención se centra en  hacerse popular  y la chica de la máquina de abductores.

HG camina directamente hacia la estación del primer ejercicio con su Ipod puesto y con una mirada comprometida y decidida en sus ojos. Él simplemente asiente y sonríe a los conocidos, conservando la determinación inquebrantable para clavar un gran entrenamiento.


Calentamiento:
X salta sobre una cinta de correr para entrar en calor, se pone a andar con paso pesado a través de diez minutos de tedio ejercicio. Luego se dirige al press de banca y carga de hasta 50 kg con la barra de acero, en frío, empieza ha hacer repeticiones hasta que a la cuarta explota su pectoral izquierdo.

HG, dándose cuenta de la necesidad de elevar su frecuencia cardíaca y calentar sus músculos opuestos, se sube a la máquina de remo y aumenta progresivamente el esfuerzo durante 15 minutos. Luego se hace un conjunto de flexiones para calentar sus músculos del pecho, así como los triceps. En el momento en que llega al press de banca está listo para empezar su rutina.

Un entrenamiento sabio:

X hace la rutina de siempre que copio de un cartel en la pared del gimnasio hace unos años. Su cuerpo apenas parece musculado y entrena sin ganas otra vez los mismos ejercicios, mientras que el cerebro trata de escapar a través de los oídos por puro aburrimiento.

HG sabe que su cuerpo se adapta a un entrenamiento después de cuatro semanas, por lo que crea un nuevo entrenamiento cada mes y se mezcla ejercicios favoritos con variaciones y técnicas nuevas. Como resultado, su cuerpo constantemente se actualiza para mantenerse al día con el nuevo desafío y él nunca se aburre.

Peso pesado:

X, siendo inherentemente vago pero absolutamente egoísta, elige un peso enorme, y luego usa todos los trucos para evitar el uso de sus músculos para levantarlo. Se balancea su cuerpo entero en cada repetición, bota la barra en el pecho, levanta los codos, y generalmente se lastima.

HG selecciona un peso que sabe que puede levantar y se centra en el bombeo de repeticiones perfectas, concentrando todo el efecto del entrenamiento. Se motiva para completar la serie diciéndose: has hecho esto antes, así que debería ser capaz de hacerlo de nuevo - o hacerlo mejor.

Trabajo de hidratacion:

X no ha bebido nada desde la hora del almuerzo (su Pepsi) y se deshidrata en cuestión de minutos, lo que provoca  que se beba un litro de agua. Eso golpea su estómago como un globo de plomo, lo que le provoco hundirse sobre sus pesas y arrancar la siguiente serie peor.

HG pasa todo el día hidratandose, 700ml a sorbos de bebida energética en la hora antes de su entrenamiento y nada en los últimos 15 minutos, dejándolo lleno de energía y listo. Él sólo tiene que beber agua entre los ejercicios para no tener seca la garganta.


Por el buen camino
X toma demasiado descanso entre ejercicios, lo que provoca que empiece a liberar en el torrente sanguíneo nutrientes, ya que piensa que es hora de recuperarse. Ajeno, se dirige a terminar su entrenamiento, que duró cuatro repeticiones antes de darse por vencido.

HG hace ejercicios movimientos compuestos y mayor peso en el inicio de la sesión de ejercicios cuando tiene mas energía. Esto le permite seguir adelante e implicar  las fibras musculares que aún no están agotadas con ejercicios de aislamiento específico.

Empuje final
Perder el tiempo haciendo tonterías le ha llevado a X más allá de la marca de 45 minutos de entrenamiento cuando la energía almacenada en los músculos se ha agotado y su cuerpo ha dejado de liberar la adrenalina necesaria para levantar grandes pesos. Básicamente, su cuerpo ha comenzado a comer sus propios músculos para obtener energía.

HG ya va hacia la merecida ducha. Al mantener su entrenamiento corto y enfocado que agota sus músculos de manera eficiente, maximizando su potencial de crecimiento.

Para terminar:

X está justo fuera del gimnasio y en el bar, donde bebe alcohol con calorías suficientes para cancelar todos sus esfuerzos en quemar grasa. El alcohol también bloquea la distribución de los nutrientes en la sangre que son esenciales para la reparación y el crecimiento.

HG consume una merienda después del entrenamiento de tres partes de carbohidratos a la proteína de una parte, con alrededor de 1 g de carbohidratos por kg de peso corporal, proporcionando a su cuerpo los bloques de construcción para reconstruir y hacer crecer los músculos. Dos horas después esta listo y con sus baterías cargadas para continuar de nuevo mañana.

Resultado:
El dinero que se gasta en el gym todos los mases X es prácticamente inútil para su cuerpo. Cuanta mas energía desperdicia en la sala de musculación peor se encuentra y lo mas probable es que termine dejándolo.

HG ha hacho su entrenamiento de manera integral y eficiente. Tiene más energía y menos estrés, y se pone más en forma, más fuerte y más rasgado todos los días.


Así que si crees que eres la persona X aun estas a tiempo de rectificar y aprender a ser un HG (Héroe de Gimnasio).








No hay comentarios:

Publicar un comentario