lunes, 6 de enero de 2014

7 reglas para comportarte en los vestuarios.



El vestuario del gimnasio es uno de los lugares más incómodos al que un hombre puede entrar. Es uno de los lugares públicos donde tienes que realizar algunas de las actividades más intimas… Y esto siempre es algo incomodo y te pone algo tenso.


Por ese motivo, a continuación les dejamos con algunas reglas básicas que todo hombre debe seguir cuando entra en el vestuario para hacer de esta una actividad más llevadera.

1. Mantén la mirada para ti mismo

No creo que haya cosa mas incomoda que otro hombre te este mirando mientras te cambias ropa o sales de la ducha. Si a ti no te gusta, entonces no te conviertas en el mirón del vestuario. Intenta mantener tu mirada en tus cosas, y si tienes que mirar a alguien, siempre mirale a los ojos… y nada mas.

2. Respeta el espacio personal de otros

A menos que el vestuario este lleno, no hay necesidad de quitarte la ropa encima del compañero de al lado. Siempre puedes dar un par de pasos hacia un lado para evitar “balancear” tus cosas frente la cara de otro. Recuerda que siempre es incomodo estar frente a otra persona completamente desnudo… así que evita aumentar la tensión interna lo más posible. Si tu casillero esta rodeado de gente en ese momento, espera un par de minutos a que se despeje… no hagas de esto una situación aún más incomoda de lo necesario.

3. Intenta no permanecer desnudo por mucho tiempo

Si tienes que ir a la ducha después de tus rutinas (que esperamos que así sea), desnudarte completamente en el vestuario es inevitable. Sin embargo, asegúrate de que tienes la toalla a la mano, tanto para irte a la ducha como al salir. Sin embargo, si solo tienes que cambiarte de ropa de trabajo a ropa de gimnasio, intenta hacerlo por pasos… es decir, no te quites todo a la vez. No seas el tipo repugnante que se pasea por el vestuario en pelotas mientras busca su camiseta deportiva.

4. No tardes 

Intenta entrar y salir lo más rápido posible. Generalmente los vestuarios están llenos por las tardes de hombres que salen de trabajo y quieren irse a casa para cerrar el día. No ocupes su espacio o tiempo al quedarte en el vestuario más de lo necesario, hablando con los demás o incluso por teléfono.

5. Sécate bien antes de regresar de la ducha a tu taquilla

Hay dos motivos principales para esta regla: 1) A nadie le gusta que el suelo del vestuario este lleno de charcos de agua que solo se acumulan bacterias y moho, y 2) nadie quiere verte desnudo mientras te secas el cuerpo…y mucho menos mientras te secas las pantorrillas y los tobillos… Recuerda la regla numero 3.

6. No traigas barro en los zapatos

El vestuario es un sitio donde la mayoría de las personas van descalzas, o en chanclas… y créeme que no es nada agradable salir de la ducha y pisar trozos de mierda de los zapatos de otro.

7. Sé ordenado y limpio

Recuerda, el vestuario es un lugar publico. Intenta mantener todas tus cosas ordenadas. No dejes tus pertenencias en el lavabo mientras te duchas… si te afeitas, no dejes todo lleno de pelos… coloca las toallas mojadas en el cesto y no en el suelo.

No hay comentarios:

Publicar un comentario