viernes, 7 de octubre de 2016

HIIT post-entrenamiento


La conveniencia o no de realizar entrenamientos concurrentes (aerobico y fuerza) en la misma sesión tiene detractores y defensores, ademas se puede debatir muy ampliamente, debido a que dependiendo de los resultados que pensemos obtener sera mas o menos beneficioso el realizarlo. Pero, ¿que ocurre concretamente con el entrenamiento de fuerza y los HIITs?


No pretendo llegar a conclusiones universales, dependiendo del objetivo, la modalidad de entrenamiento, el perfil de los sujetos... podemos interferir de manera positiva o negativa utilizando el entrenamiento concurrente y así acercarnos o alejarnos de de las adaptaciones deseadas.

Un estudio realizado recientemente (Tsitkanou y col, 2016) cuyo objetivo fue investigar si el entrenamiento intervalico de alta intensidad o HIIT realizado inmediatamente después de una sesión de de entrenamiento de fuerza podría inhibir el incremento de la fuerza e hipertrofia esperado si solo se hiciera el entrenamiento de fuerza.

Los sujetos se asignaron a dos grupos, uno solo hizo entrenamiento de fuerza y el otro grupo entrenamiento de fuerza mas un HIIT en bicicleta estática durante 8 semanas. Los resultados mostraron que la fuerza muscular y la sección transversal del cuadriceps aumentaron de manera similar en ambos grupos, mientras que la densidad capilar y la capacidad aerobica estimada aumentaron solamente en el grupo que hizo los HIIT.

Estos resultados nos muestran que el entrenamiento intervalico de alta intensidad realizado después de un entrenamiento de fuerza parece no inhibir las adaptaciones producidas por el entrenamiento de fuerza, mientras que mejora la capilarización muscular y la capacidad aerobica.

Así que si pretendes aumentar tu fuerza mediante un entrenamiento especifico para ello, puedes ademas realizar HIIT sin que interfiera negativamente y ademas mejorar tu capacidad aerobica y capilarización..

No hay comentarios:

Publicar un comentario